Al igual que ocurrió en el mes de octubre del pasado año (cuando el incremento fue del 1,7%), el Índice de Precios al Consumo han experimentado en Ávila un aumento importante, en concreto del 1,5 por ciento, el mayor porcentaje mensual de Castilla y León. En lo que va de año se acumula un crecimiento del 0,8 por ciento, igual que en Valladolid.

El aumento de los precios energéticos, que tienden a subir en los meses de más frío, y la vuelta gradual a la normalidad por parte de aquellos bienes y servicios más afectados por las rebajas de verano suelen ser las causas de que los precios se disparen en esta época del año.

Más allá de situaciones coyunturales, si se pone el foco en la variación interanual se puede comprobar que Ávila, con un aumento del 1,6 por ciento, se mantiene en los mismos niveles que el incremento regional (1,5%) y nacional (1,6%).

La Confederación Abulense de Empresarios recibe estos datos a la expectativa de lo que pueda pasar en la recta final del año 2017, incluyendo un mes como diciembre, en el que se prevé un importante repunte del consumo debido al periodo navideño.

En cualquier caso, todo indica que estamos en la senda de un crecimiento moderado a nivel nacional. De hecho, el Fondo Monetario Internacional (FMI) acaba de mejorar en cinco décimas su pronóstico de crecimiento económico para España en 2017, hasta el 3,1 por ciento frente al 2,6 que estimaba el pasado mes de abril (y hasta ocho décimas al alza si se compara con su previsión de enero).

Desde CONFAE se apuesta por la continuidad del crecimiento moderado para que las empresas españolas ganen en competitividad y se consolide la evolución económica y del empleo que se viene registrando de manera ponderada en los últimos meses.