El Comité Ejecutivo de CONFAE ha celebrado una reunión de trabajo con el Delegado Territorial de la Junta de Castilla y León en Ávila, Francisco José Sánchez Gómez. Este último encuentro se enmarca en la ronda de entrevistas, iniciadas en las últimas semanas, que se han venido celebrando con las distintas autoridades provinciales. El objetivo, poner sobre la mesa las demandas, inquietudes y soluciones de los empresarios en lo que respecta a dos grandes ejes vinculados entre sí: desarrollo y economía provincial.

 

En tanto que interlocutores del empresariado abulense, función reconocida por nuestra Constitución, los empresarios de CONFAE expusieron  durante la reunión distintos temas, centrándose en el empleo, la industria, las pymes y los autónomos, las comunicaciones de la provincia, principalmente y otras cuestiones de actualidad vinculadas con la economía abulense.

 
Más inversión en Ávila y más política industrial
 

De nuevo insistieron en que, como parece evidente, Ávila esta fuera de las prioridades del Gobierno Regional en cuanto se refiere a industrialización, tal como ponen de manifiesto los esfuerzos económicos que se han realizado en los parques empresariales y en los centros tecnológicos de otras provincias. La situación de Ávila no puede esperar más. Es fundamental, dijeron, que la Junta comprometa fondos y objetivos para que lleguen a nuestra provincia políticas de industrialización. Sin ellas, estamos condenados y limitados a actividades que no pueden aportar empleo estable y muchos menos el crecimiento económico que conlleva el sector industrial.

 

Por otra parte, la producción agroalimentaria y la solidez de las industrias como cárnicas las fortalezas son fortalezas que tienen recorrido y que hay que incentivar de manera clara y decidida.

 

Relacionado con las debilidades y amenazas que asolan a nuestra provincia está como es evidente la desigual y, a veces discriminatoria, consignación presupuestaria tanto por parte del Ejecutivo Central como del Regional. Así lo pusieron de manifiesto una vez más los empresarios cuando, durante la reunión, recordaron que frente a los 143,86 millones de euros que se destinaban a Ávila en 2010, tres años después, en 2013, ocupábamos el penúltimo lugar en la región con 27,1 millones de euros, para finalmente, un año más tarde, en 2014, ocupar el último lugar. De cara al 2015, los 24,8 millones presupuestados nos devuelven a la penúltima posición, es decir, a la segunda provincia que menos dinero en inversión tendrá.

 

Estas escasas dotaciones, que se han venido repitiendo en los últimos años, equivalen como es lógico a inversiones muy limitadas, que se acometerán en medio ambiente, cultura, sanidad y educación.

 

Ávila, se volvió a insistir, necesita que los presupuestos sean inversores, compensatorios y acordes con el equilibrio territorial.

 
Propuestas concretas a favor de la reactivación económica-empresarial
 

De entre las propuestas de CONFAE a la Junta de Castilla y León expuestas durante la reunión, destaca en primer lugar, la suscripción de un acuerdo de colaboración en virtud del cual la Confederación pueda ofrecer a las empresas que internacionalizan el apoyo técnico de EXCAL. No sólo para buscar mercados exteriores sino para asesorar a todos aquellos pequeños empresarios que están interesados en acceder a otros mercados fuera de nuestras fronteras y desean conocer qué medios y apoyos necesitan y existen para llevarlo a cabo con garantías de éxito. CONFAE sería la correa de transmisión idónea e ideal entre los empresarios y la Junta de Castilla y León, y el acuerdo entre ambas el camino recíproco y estable para dinamizar la salida al exterior de todas estas empresas en condiciones competitivas y viables.

 

Por otro lado, CONFAE ofreció a la Junta su función y labor interlocutora ante los empresarios de toda la provincia para informar a las empresas de las ofertas de suelo industrial que gestiona la Junta así como las condiciones de su compra.

 

Los empresarios también trasladaron al Delegado de la Junta que están analizando y midiendo las posibilidades de llevar a cabo un encuentro empresarial de ámbito regional para el cual la participación activa y el apoyo institucional de la Junta de Castilla y León sería indispensable. No en vano, el dialogo y el trabajo a favor del desarrollo econonómico y social de nuestra región siempre ha sido un punto de encuentro entre los agentes sociales, en este caso la Organización Empresarial, y el Gobierno de la Junta, y así debería potenciarse en el presente y continuar en el futuro por el bien de toda la sociedad.

 
Las comunicaciones
 

Pese a que en gran parte puedan ser competencias del Estado, CONFAE sabe que la Junta dispone de niveles de decisión muy importantes en materia de comunicaciones ferroviarias y por carretera, por este motivo se abordó el estado de las mismas en la reunión. Una vez más, se insistió en que es preciso que los representantes abulenses defiendan ante el Gobierno las necesidades de infraestructuras que tiene Ávila, y que son bien conocidas: la conexión de Ávila a la Alta Velocidad, la línea Ávila-Madrid- la A-6, la autovía Ávila- Maqueda y el coste del peaje de la AP-6 entre Ávila y Madrid.

 

Respecto al aplazamiento de la reducción del peaje de la autopista que une Ávila y Madrid, los empresarios de CONFAE han solicitado que se hagan los estudios necesarios para llevar a cabo la adaptación de la carretera de El Espinar, que supondría un ahorro en los costes de desplazamiento y en los tiempos de viaje entre ambas ciudades.

 
NISSAN, una prioridad
 

Desalentadoras son también  las noticias recientes sobre la situación de la planta de Nissan en Ávila, una industria fundamental para el tejido empresarial y para el empleo en nuestra capital. En lo que respecta a este asunto los empresarios pidieron una vez más el apoyo comprometido por parte de la Junta a la fábrica abulense.

 
Las centrales de compra
 

Al igual que lo hiciera en su encuentro con el presidente de la Diputación Provincial, el Comité Ejecutivo trasladó al Delegado su total oposición a que la administración regional, provincial o local, sigan concentrando sus compras en grandes paquetes cuyas condiciones de contratación hacen infranqueable el acceso o concurso competitivo de las pymes de Ávila y terminan siendo las empresas autóctonas las más perjudicadas, por lo que deberían arbitrarse mecanismos para que la pymes abulenses también puedan acceder y dar servicio a estas administraciones en nuestra provincia.